Del mercado a otros mercados




Por Israel Zepeda

En México hay talento, sólo hace falta apoyarlo. Si, suena trillado, forzado, incluso invita a los chistes - y ni hablemos de los memes-. Pero es verdad. Nuestro país está repleto de gente talentosa que tiene el potencial de hacerla en grande en todos los ámbitos y aspectos, sólo es necesario romper con los tabúes y miedos que nos tienen atados a nuestras zonas de confort, atrevernos a ir más allá, tener el valor de emprender el vuelo, etc. Seguramente sufriremos varias caídas durante el trayecto, pero de eso se trata, pues nadie aprende a caminar sin caerse un par de veces. Historias de éxito y superación hay muchas y ejemplos sobran, pero nunca está de más conocer los detalles de cómo es que el universo confabula a favor de alguien que decide dedicarse a lo que ama, como ocurrió con Ricardo Jordán y Mecánico Jeans.

"Pareces un mecánico", le dijo una tía cuando lo vio con barba y cabello largo. De ahí surgió el nombre de su marca, la cual inició con una inversión de tan sólo dos mil pesos pero con muchísimo trabajo que hoy justifica el que la marca de ropa tenga ocho tiendas  en la  Ciudad de México, Nuevo León, Yucatán , Quintana Roo y Puebla.

"Era el año 2010 y estaba listo para entrar a la universidad, a la carrera de economía, pero a la par de mis intereses profesionales también me gustaba mucho el diseño de ropa. Esto me llevó, en un inicio, a teñir mis propios pantalones viejos. Y me di cuenta que tenía talento pues a mis amigos les gustaba mucho", señala Jordán




Fue entonces que decidió sumar a su proyecto, además de los pantalones, playeras, sudaderas y chamarras, hasta que avanzó un poco más al invertir dos mil pesos en tela para playeras. Si siguiente paso fue crear varios diseños y, una vez armado con una buena cantidad de producto, se puso a venderlas en el mercado de la Lagunilla. Sus prendas siempre estuvieron pensados para personas cuyas edades oscilan entre los 20 y los 40 años. De acuerdo con el creador de la marca, uno de los fuertes de su propuesta es que todos los diseños son trabajados a mano, con lo cual no sólo crea moda sino productos artesanales. 

"Durante algunos meses pasé de vender en mercados a rentar paredes en pequeños centros comerciales, para después volver a imaginar en grande y abrir mi primer establecimiento propio. No tenía muchos ahorros, pues mi ropa no tenía mucho tiempo a la venta, pero decidí invertir lo que tenía guardado, más un poco de capital prestado, con lo que pude abrir un pequeño local en la colonia Roma. Las ventas, aunque constantes, no eran las esperadas, por lo que mantuvimos nuestra presencia en la Lagunilla", recuerda Jordán. 



En ese entonces las redes sociales no tenían perfiles pensados para empresas, por lo que todas las publicaciones en las redes sociales se hacían desde las cuentas personales de Ricardo y su hermano. Pero él decidió cambiar el nombre de su perfil por Mecánico Jeans y publicar sus promociones por medio de este canal. Asegura que este tipo de acciones fueron fundamentales para el éxito de su marca, pues la gente hacía fila afuera de su punto de venta cuando existían estas ventas especiales. 

"Con 60 personas formadas para comprar mis productos nos dimos cuenta que ya teníamos a un público cautivo, por lo que continuamos con el crecimiento y rentamos un piso entero para fabricar nuestras prendas. Yo personalmente me encargaba de cortar, imprimir, coser y estar presente en las tiendas. Nadie iba a atender mi negocio tan bien como yo", indica Ricardo




Durante los siguientes años, Mecánico Jeans se consolidó como una de las marcas de ropa urbana con mayor aceptación en nuestro país. Esto se comprueba con la apertura de puntos de venta en el interior de la república. En un futuro no muy lejano, tiene el deseo de abrir una de sus tiendas en Hong Kong y otra en Nueva York, pues en sus planes está colocar a Mecánico Jeans como una multinacional que venda moda urbana hecha 100 por ciento en México.

Trabajar, trabajar, trabajar y trabajar más duro hasta triunfar, hasta que funcione. El éxito no llega de la noche a la mañana. Y no importa si crees que tus recursos económicos no son suficientes, siempre existe la forma, siempre hay una manera. Esa es la lección que nos da Ricardo Jordán, fundador, creador, amo y señor de Mecánico Jeans, una marca muy mexicana que nació en un mercado de la Ciudad de México y aspira a alcanzar otro tipo de mercados en otros países del mundo. No cabe duda de que cuando te dedicas a lo que amas pasarán grandes cosas. 

Fuentes: Forbes, Mecánico Jeans, Empreseando, Glamout.com

Crédito de fotos: Forbes, Empresando, Glamout

0 comentarios:

Post a Comment